Prueba de 1.500 metros:una prueba muy abierta

david bustos 1500

Para muchos buenos aficionados, la carrera de 1.500 metros es la prueba reina del calendario atlético.

David Bustos 1500

En cualquier caso, es  la prueba que recaba la mayor atención del público y de los medios de comunicación. En este campeonato del mundo de Londres no hay ningún favorito claro y sí en cambio muchos candidatos. Entre los que se incluye el mediofondista nacional David Bustos. La resolución de la carrera dependerá de la estrategia que utilicen los atletas. Si optan por una carrera rápida, en donde los keniatas tendrán todas las papeletas para llevarse la medalla de oro. O  si por el contrario se elige una carrera estratégica, en donde realmente podría ocurrir absolutamente de todo. Incluida una victoria inesperada de algún “tapado” en la prueba.

Todos pendientes de la armada keniata

Desde luego hay una cosa segura y es que todos los atletas estarán muy pendientes de la estrategia final utilizada por los potentes corredores de Kenia. No en vano, son los que lideran la clasificación de este año. Con marcas muy respetables y muy cercanas a los 3,30 minutos. Entre ellos el más solvente es el Asbel Kiprop, aunque sin olvidar a su compañero de equipo, Tim Cheruiyot. Cualquiera de los dos puede ganar la prueba por la elevada clase que atesoran en sus finas piernas. Pero también pueden generar frustración por un mal día o por el empuje de sus principales rivales.

Asbel Kiprop

Uno de los más importante es el también africano, Manangai, y al que los pronósticos conceden el papel de favorito para llegar en el primer puesto a la meta. Pero mucho cuidado con lo que pueda hacer el americano Matthew Centrowitz porque sencillamente tiene un final realmente explosivo y como pocos corredores pueden presentar en estos momentos. Sería una verdadera sorpresa, pero muy merecida para la trayectoria que está llevando este atleta. Otro de los nombres que con toda seguridad estarán en la pomada es la del veterano Abdelaati Iguider. Un superclase que todavía no ha conquistado un gran título para sus vitrinas. Parece que esta no es la ocasión más propicia para conseguir este objetivo, pero en 1.500 metros puede pasar cualquier cosa.